Millones de aficionados en todo el planeta se congregan para disfrutar de las citas deportivas más grandes del mundo. En el estadio, comparten el entusiasmo con otros hinchas y gozan el calor de la rivalidad; pero también sufren una realidad menos emocionante: su asiento está lejos, las jugadas no quedan claras, no pueden ver la repetición de lo que se perdieron y necesitan llamar a casa para que alguien les confirme quien anotó el gol.

Gracias a la tecnología, la experiencia es cada vez más real. ¿La cereza del pastel? Verlo todo en un televisor QLED de Samsung. Ahora solo tienen que esperar el pitazo que marcará el inicio de esta megafiesta.

Una pantalla que te envuelve en cada jugada. Los extremos de la pantalla, ligeramente curvados y sin marcos, brinda a los aficionados una perspectiva más espaciosa de la cancha y una visión más amplia del partido. Su forma se asemeja a la curvatura natural de los ojos, lo que permite ver el QLED durante más tiempo —sin que se canse la vista— que un televisor de diseño tradicional. De esta forma, no te perderás ni un segundo del partido.

Los colores tienen vida propia. ¿Este año los uniformes te lucen más llamativos? ¿La cancha te parece más verde que nunca? Gracias a su tecnología Quantum Dot, el QLED de Samsung ofrece la mejor experiencia visual que hayas podido tener en casa. Con un bajísimo nivel de reflectividad, las luces de tu habitación o el resplandor que entra por la ventana, no te distraerán de lo que realmente importa. Ya sea por el día o por la noche, la calidad de la imagen siempre será excepcional, para que nada se interponga entre tú y tu selección.

 Siempre estarás en primera fila. Se acabaron las discusiones por ocupar un sitio en el sofá del frente, desde donde se ve mejor la pantalla, porque tanto el nivel de brillo como los colores se verán a la perfección desde cualquier ángulo. Bonus: el acabado minimalista y moderno del nuevo QLED le da un toque de elegancia a cualquier habitación.

El sonido te transportará a las gradas. La ovación de recibimiento a tu selección, el ruido del balón contra el poste de la portería, la euforia de los fanáticos… ¿qué fuera de un partido sin esa atmósfera? Con el QLED de Samsung, te sentirás en las gradas como nunca. Con un sistema de sonido con excepcional ingeniería y una definición deslumbrante, vivirás una experiencia increíblemente real.

No hay comentarios

Dejar respuesta